Viernes, 18 Octubre 2019 15:51

Tras el acuerdo, continúa la ocupación turca

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

Los bombardeos continúan en el norte de Siria un día después de que Turquía aceptara un plan de Estados Unidos para detener su ataque a las áreas controladas por los kurdos durante cinco días. 

Turquía invadió la región después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, retirara el apoyo de su país a los kurdos. El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, anunció el acuerdo tras reunirse con el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, en Ankara.

El vicepresidente Mike Pence manifestó: “Los turcos interrumpirán la Operación Primavera de la Paz para permitir la retirada de las fuerzas de las YPG [Unidades de Protección Popular Kurdas] de la zona segura durante 120 horas. Todas las operaciones militares de la Operación Primavera de la Paz se interrumpirán, y la Operación Primavera de la Paz se detendrá por completo luego de que termine la retirada”.

Turquía se ha negado a calificar el acuerdo como un alto el fuego. El jueves, un comandante kurdo dijo que aceptarían el acuerdo, pero sólo en una parte de la frontera. El periódico The New York Times informa que el acuerdo “equivale a una victoria casi total para el presidente de Turquía”, porque le permitiría a ese país seguir ocupando partes del norte de Siria. Además, Estados Unidos levantaría sus sanciones contra Turquía. Permanece incierto qué pasará con los kurdos que viven cerca de la frontera turca. Colin Kahl, ex funcionario del expresidente estadounidense Barack Obama, dijo al periódico The Guardian: “Si ellos realmente creen que van a empujar a los kurdos de regreso hasta pasar la autopista M4, eso es un traslado de población enorme. Implicaría básicamente una limpieza étnica masiva”. Mientras tanto, Amnistía Internacional acusa a Turquía de cometer crímenes de guerra, al llevar a cabo matanzas y ataques ilegales que han matado y herido a civiles en el norte de Siria. Las autoridades kurdas informan que al menos 218 civiles han muerto en la ofensiva turca, entre ellos 18 niños.

Democracy now