El presidente de Rusia, Vladimir Putin, advirtió el jueves de una “catástrofe global” si el gobierno estadounidense, encabezado por Donald Trump, abandona las conversaciones para prorrogar el nuevo Tratado de Reducción de Armas Estratégicas. 

Los artífices de un histórico tratado firmado en 1987, cuyo objetivo era librar a Europa de misiles nucleares, exhortaron al Gobierno de Estados Unidos encabezado por el presidente Donald Trump a abandonar sus planes de retirarse del Tratado de Fuerzas Nucleares de Rango Intermedio, conocido como INF. 

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, afirmó el jueves que no cederá ante las presiones del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, para que acepte la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte. 

El canciller de Uruguay, Rodolfo Nin Novoa, dijo en Nueva York que “tenemos el mandato de los cuatro presidentes en el sentido de que aquellas disposiciones de carácter técnico que estén obstaculizando la firma del acuerdo puedan ser levantadas, en un esfuerzo de flexibilización que también le corresponde a la Unión Europea”. 

En el marco de la XIII Cumbre de la Alianza del Pacífico, el subsecretario de Relaciones Exteriores de Uruguay, Ariel Bergamino, participó en México del lanzamiento de negociaciones en busca de un acuerdo de libre comercio entre el Mercosur y Singapur. 

El viernes 7 de julio en la sede de la ONU en Nueva York tuve el privilegio de ser testigo de un hecho verdaderamente histórico; la firma de un tratado internacional que prohíbe las armas nucleares y todo lo relacionado con ellas, desde su desarrollo, producción y almacenamiento hasta su utilización e incluso la amenaza de uso.

Por primera vez un uruguayo ocupará el cargo de secretario del Tratado Antártico, Albert Lluberas, quien ocupa actualmente la secretaría general del Instituto Antártico Uruguayo.